Observacion del cieloProf. Daniel Flores

Por supuesto que lo que más queremos es empezar a observar ¡ya! Si bien nuestros propios ojos nos permiten reconocer las estrellas y constelaciones, nuestra curiosidad no se conforma tan solo con eso. Los BINOCULARES son ideales para el astrónomo novato por muchas razones: son más baratos, más fáciles de manejar porque no tienen montura, nos permite ver más campo visual y capturan muy bien la luz de los objetos.

 

¿Qué binoculares elegir?

A la hora de ir a comprar, observamos que hay varios tipos de binoculares y eso nos va a hacer entrar en duda sobre cual nos conviene elegir. Siempre tienen indicado dos valores a tener en cuenta. Pueden decir 8 x 30, 7 x 50, 8 x 25, 10 x 50… Es decir, tiene dos números. El primero nos indica el aumento del binocular. Por ejemplo, en uno de 8 x 30, ese 8 nos dice como se vería un objeto si estuviéramos 8 veces más cerca de él. Por ende uno de 10 o de 12 tiene “mucho más aumento” y eso es bueno. Pero lo que realmente importa es el segundo número. Por ejemplo, en un 7 x 50, ese 50 nos indica el diámetro del objetivo (las lentes de adelante del instrumento) medida en milímetros. Cuánto más grande es el objetivo, más luz es capaz de recoger el binocular y por lo tanto, mayor será la capacidad de apreciar objetos débiles a través de él.

Entonces, el primer número indica el aumento y el segundo el diámetro del objetivo. Para nosotros, un rango que va de 8 x 30, a 10 x 50, es lo más indicado. Hay binoculares más grandes, por ejemplo, un 20 x 80, pero son realmente grandes y pesados, y eso se va a convertir en un problema.

Binoculares 10x50

Binoculares de 10 X 50

Casi todos vienen con una película anti-reflex en las lentes frontales, que sirven para evitar que se formen “imágenes fantasmas” adentro, que son muy molestas en las observaciones nocturnas. 

En el momento de comprarlos, el vendedor seguramente nos va a permitir probarlos, nos indicará cómo ajustarlos, y de estar forma lo podremos testear. Miremos algo que este lejos, algún cartel o edificio, y si el aparato es de buena calidad, una vez que logremos el foco con los respectivos reguladores de cada lente, se tiene que apreciar una imagen perfectamente nítida. Si en cambio, nunca logramos hacer foco, la imagen está borrosa o se ve doble, es porque no es de buena calidad. Siempre conviene elegir calidad, ya que aunque sea un poco más caro, permitirá que nuestras observaciones sean una gran experiencia. Las marcas más reconocidas son Tasco, Celestron, Orion, Hokenn, Galileo.

¿Cómo hacemos para ver obtener imagen nítida? Para observar, no solo alcanza con apuntar a un objeto. Cada persona tiene diferentes aptitudes y dificultades en sus ojos. Los binoculares deben ajustarse para permitir que la luz que llega a los ojos, lo haga de la mejor forma posible. Primero lo ubicaremos para lograr la distancia entre ojos, usando el eje central que permite alejar o acercar los anteojos, nombre que reciben cada uno de los cilindros que contienen las lentes, el canal por donde ingresa la luz. Debe poder verse una sola imagen circular sin sombras. Luego, realizaremos un ajuste de nitidez para cada anteojo. Cerrando el ojo izquierdo, ajustamos el botón de enfoque central, para mejorar la visión del ojo derecho. Luego cerramos el ojo derecho y corregimos la imagen del ojo izquierdo usando el anillo del ocular izquierdo. Recordemos que el ocular es el lente mas pequeño donde se ubica el ojo. En el extremo opuesto se encuentra el objetivo.

¿Cómo mantener un binocular en condiciones? Lo protegeremos de los golpes, del polvo, y de la humedad. Siempre se debe guardar en su estuche y con un sobre gel de sílice (silica gel) para absorba la humedad. De esta forma se evita que puedan formarse hongos en algún parte óptica del binocular. Un binocular afectado por hongos, es un binocular que ya no sirve.

¿Qué objeto podemos observar? Con un binocular podemos observar cualquier objeto del cielo. El solo hecho de apuntarlo al cielo nos brindará una nueva forma de percibir el cosmos. Si bien el campo que abarca es mayor al de un telescopio, la nitidez que percibiremos, aún con la contaminación lumínica de las ciudades, nos resultará muy útil para descubrir un cielo nuevo sobre nuestras cabezas.

Nos resultará mas fácil seguir el dibujo de las constelaciones. Usando un programa de mapas del cielo, podremos localizar planetas lejanos como Urano o Neptuno y verlos en vivo y en directo. Los cúmulos de estrellas y las nebulosas, serán otra buena opción para observar, como así también las regiones oscuras del centro de la Vía Láctea.  (Ver nuestra sección Software para Astronomía)

Por último, también la Luna nos ofrece una enorme cantidad de imágenes para disfrutar. Distinguiremos los contornos de los mares, y veremos las alturas de los bordes de los cráteres, en especial si la observamos en cuarto menguante o creciente.

 

Observación del cielo parte 2 

Observacion del cielo parte 1